El PSOE quiere consenso para la Ley LGTB

EL PSOE PIDE CONSENSO PARA PARAR A LA ULTRADERECHA

El partido socialista ha pedido a los demás partidos políticos consenso para poder aprobar la Ley LGTB y defender los derechos del colectivo ante la creciente amenaza de la ultraderecha.

Noelia Cobo, la portavoz socialista en Cantabria se ha encargado de transmitir este mensaje de unidad, tras la aprobación de Ejecutivo para remitir la ley en el Parlamente Regional. Un segundo intento de aprobar la Ley LGTB tras no poder llevarse a cabo en la anterior legislatura.

Por eso Cobo ha pedido a los demás grupos parlamentarios el apoyo, en vista del auge de la ultraderecha con sus discursos de odio radical, que buscan excluir al colectivo LGTB de la sociedad española.

“La sociedad espera que los políticos les amparen con leyes y protejan contra quienes discriminar a todo el mundo”, ha dicho Cobo, opinando que esta ley no se llevó a cabo en la anterior legislatura por falta de interés real por parte de otros grupos políticos. Por eso ahora pide su apoyo y que dejen las excusas a un lado.

En la anterior legislatura se admitieron a trámite 23 comparecencias a la ley LGTB con los votos de PP, Ciudadanos y PRC, esto provoco el alargamiento de los plazos de tramitación que hizo que no se llevara a cabo.

Recordamos que esta Ley LGTB, es una Ley de Garantía de los Derechos de las personas Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales y No Discriminación por Razón de Orientación Sexual e Identidad de Género. La propuesta de ley consiste en la promoción del desarrollo de políticas públicas contra la discriminación, dar amparo a las víctimas de discriminaciones y agresiones por identidad u orientación sexual que reciban sanciones ejemplares contra quienes expandir el odio hacia el colectivo.

También recoge el derecho de los menores LGTB a tener su propia identidad de género y orientación sexual dentro del proceso de formación de su personalidad. A las personas trans se les facilitara su adaptación e integración a posiciones laborales, así como garantizar protocolas y tratamientos en la sanidad pública.

Por último, esta ley prohibirá las conocidas terapias de conversión, en los centros educativos se obligara a respetar la identidad sexual elegida por el alumno.

Noticias relacionadas
load