barra head

Nueva masculinidad t贸xica: dormir poco es varonil

UNOS ESTUDIOS HAN REVELADO QUE LOS HOMBRES ASOCIAN DORMIR POCO CON SER VARON脥L

Dormir no es varonilLa privación del sueño puede conducir a "ataques cardíacos, diabetes, depresión y violencia interpersonal". (Envato)

Si pensabas que la masculinidad tóxica no podía empeorar, piénsalo de nuevo - estar privado de sueño se considera ahora una cualidad "varonil".

Según una investigación publicada en el Journal of the Association for Consumer Research, una combinación de seis estudios ha descubierto que "dormir menos está relacionado con una mayor percepción de la masculinidad, y el aumento de la masculinidad está relacionado con la disminución de las cantidades de sueño percibidas". Además, "en base a cuánto duermen, los hombres se enfrentan a juicios sociales que favorecen a los hombres que duermen menos".

Los hombres que dormían menos eran vistos como menos asertivos, individualistas y orientados a objetivos, y estos juicios también hicieron que los hombres se juzgaran a sí mismos por este estereotipo.

En uno de los estudios se preguntó a los hombres qué se sentía al decir las palabras "duermo mucho más que la persona promedio", y se encontró que se sentían significativamente menos "varoniles" que aquellos a quienes se les pidió que dijeran las palabras "duermo mucho menos que la persona promedio".

Una vez más, la masculinidad tóxica ha demostrado ser precisamente eso. "El sueño inadecuado se ha relacionado con una amplia gama de resultados perjudiciales para la salud física, mental y social, incluido el aumento de los casos de ataque cardíaco, diabetes, depresión y violencia interpersonal", escribieron los investigadores Nathan Warren y Troy Campbell.

Añadieron: "Los hombres a menudo eligen 'aguantar' evitando las asociaciones femeninas con la atención médica. A pesar de las graves consecuencias para la salud de los hombres, la demostración de una dureza estoica permite a los hombres mostrar rasgos estereotipadamente masculinos y agudos de fuerza, independencia, autonomía y resistencia. Demostrando lo que ellos llaman el "estereotipo de la masculinidad privada de sueño" en acción, los investigadores citaron a Donald Trump como el principal ejemplo.

Escribieron: "Complicando aún más la discusión sobre sueño-salud-género, algunos líderes culturales parecen creer que el hecho de dormir menos de la cantidad recomendada indica algo positivo sobre un individuo. Por ejemplo, el presidente de EE.UU. Donald Trump se jacta de tener menos de cuatro horas de sueño por noche y regularmente despacha a su oponente político Joe Biden como 'Dormilón'."

Noticias relacionadas