barra head

La ONU advierte a Uganda sobre el peligro de su nueva ley de delitos sexuales

ESTA LEY PUEDE ALIMENTAR AÚN MÁS EL VIH Y VIOLA LOS DERECHOS HUMANOS

La ONU advierte que el draconiano proyecto de ley de delitos sexuales de Uganda corre el riesgo de

Naciones Unidas pide a Uganda que modifique un proyecto de ley para prohibir las relaciones entre personas del mismo sexo que plantea "graves problemas de derechos humanos" y corre el riesgo de socavar la salud pública.

Las relaciones sexuales entre hombres ya son ilegales en Uganda, pero el denostado Proyecto de Ley de Delitos Sexuales da un paso más allá al catalogar todos los actos entre personas del mismo sexo como "delitos contra natura" junto a la zoofilia.

Otras disposiciones alarmantes son la prohibición del trabajo sexual, el sexo oral y anal para todas las parejas, y las pruebas obligatorias y forzosas del VIH para los acusados de delitos.

Un portavoz del Alto Comisionado de la ONU, Rupert Colville, señala que la pena por relaciones sexuales consentidas entre personas del mismo sexo se ha reducido a 10 años de cárcel en lugar de cadena perpetua; no obstante, representa una grave violación de los derechos humanos.

"El hecho es que estas relaciones siguen estando penalizadas", dijo.

"Esto, en un país donde el estigma, la discriminación y la violencia contra las personas por su orientación sexual e identidad de género están muy extendidos y a menudo se cometen con impunidad, dado que las víctimas suelen tener demasiado miedo para denunciar cualquier ataque contra ellas."

Los activistas han expresado su especial preocupación por las pruebas forzadas del VIH en una región donde las tasas de infección -y la estigmatización- son elevadas.

"Tales disposiciones no sólo violan las obligaciones de Uganda en materia de derechos humanos, sino que también corren el riesgo de socavar la salud pública, haciendo que la gente tenga miedo de acudir a hacerse las pruebas y el tratamiento esenciales, y afectando así a los esfuerzos críticos de prevención y tratamiento del VIH", dijo Colville.

"También corren el riesgo de alimentar aún más el VIH en Uganda y en el África subsahariana".

Su alarma fue compartida por Winnie Byanyima, directora ejecutiva de ONUSIDA, que instó a los legisladores a reconsiderar el proyecto de ley antes de que deshaga los avances de Uganda en la reducción del impacto del VIH.

"Estoy profundamente preocupada por la adopción por parte del parlamento ugandés de partes de este proyecto de ley que criminalizan y marginan aún más a grupos vulnerables de conciudadanos y les niegan sus derechos humanos, incluido su derecho a la salud", dijo en un comunicado.

"Dirigirse a las personas que viven con el VIH, a las comunidades de lesbianas, gays, bisexuales y transexuales y a los trabajadores del sexo aumenta el estigma y la discriminación y socava la respuesta al VIH al impedir que las personas reciban los servicios de tratamiento, prevención y atención del VIH que necesitan con tanta urgencia."

La ONU acoge con satisfacción algunas partes de la amplia ley, que incluye la introducción de un registro de delincuentes sexuales y tipifica como delito el uso de drogas para la violación o la difusión de un vídeo sexual sin el consentimiento de la persona.

Sin embargo, Colville insiste en que el proyecto de ley en su conjunto no cumple con el derecho y las normas internacionales y debe ser modificado urgentemente.

El proyecto de ley pasó su tercera lectura en el Parlamento el 3 de mayo. Ahora debe ser firmado por el presidente Yoweri Museveni, tras lo cual se convertirá en ley.

¿Y tú que opinas?

Nombre:

¿Te gusta? ¡Puntúalo!

8 votos

Noticias relacionadas