barra head

EEUU concederá la ciudadanía a hijos de padres gays extranjeros

ES UNA GRAN VICTORIA PARA LOS DERECHOS LGTB+ EN EL PAÍS

Estados Unidos anula la cruel política que negaba la ciudadanía a los hijos de padres casados del mismo sexo nacidos en el extranjero

El Departamento de Estado de EE.UU. concederá a partir de ahora la ciudadanía estadounidense a los hijos de parejas del mismo sexo nacidos en el extranjero, en una victoria histórica para los derechos del colectivo LGBT+.

La nueva política, anunciada el lunes (18 de mayo), establece que a los bebés nacidos en el extranjero de padres casados -tanto LGBT+ como heterosexuales- se les concederá la ciudadanía por nacimiento siempre que uno de los progenitores sea ciudadano estadounidense y el niño esté emparentado genética o gestacionalmente con uno de ellos.

Ahora se concederá la ciudadanía estadounidense a los niños nacidos en el extranjero mediante fecundación in vitro, gestación subrogada u otras tecnologías de reproducción asistida.

Anteriormente, el Departamento de Estado exigía que los bebés nacidos en el extranjero tuvieran una relación de sangre con el progenitor que fuera ciudadano estadounidense.

La medida ha sido anunciada como una victoria para los derechos de las familias LGBT+ que viven en el extranjero, muchas de las cuales se han visto obligadas a presentar demandas para que se reconozca la ciudadanía estadounidense por nacimiento de sus hijos.

Omar González-Pagán, abogado senior de Lambda Legal, dijo que el cambio de política es "largamente esperado".

Explicó: "Esta ha sido una política que no sólo era ilegal, como reconocieron los tribunales en múltiples casos, sino que realmente causó daño y angustia a múltiples familias: estrés y miedo sobre el estatus de sus hijos y su capacidad para estar en Estados Unidos y su capacidad para tener todos los beneficios y responsabilidades de la ciudadanía."

Lambda Legal tuiteó que la victoria se produce casi un año después de que la organización legal LGBT+ e Immigration Equality "cimentaran dos victorias clave en nombre de dos parejas del mismo sexo a cuyos hijos" se les negó la ciudadanía estadounidense al nacer "porque sus padres son parejas casadas del mismo sexo".

Aaron Morris, director ejecutivo de Immigration Equality, dijo en un comunicado que el cambio de política del Departamento de Estado es un "momento extraordinario para todas las familias LGBTQ" que han luchado para que sus hijos sean reconocidos como ciudadanos estadounidenses.

"Demuestra que cuando nuestra comunidad está unida y hace frente sin descanso a la discriminación, ganamos", dijo Morris. "Hemos afirmado una vez más que no es la biología sino el amor lo que hace una familia".

Según Immigration Equality, el cambio de política se produjo cuando la ciudadana estadounidense Allison Blixt y Stefania Zaccari estaban en medio de una demanda contra el Departamento de Estado por negar la ciudadanía estadounidense por nacimiento a su hijo Lucas. Lucas no fue reconocido como ciudadano porque fue llevado por Zaccari, una ciudadana italiana.

Blixt dijo que la pareja está "aliviada y agradecida" porque su "lucha para que nuestra familia sea reconocida" por el gobierno estadounidense "finalmente ha terminado". Dijo que se alegra de que Lucas "por fin sea tratado como mi hijo y reconocido como estadounidense".

Sin embargo, la nueva política del Departamento de Estado no cambia los requisitos para los niños nacidos de padres no casados. EE.UU. seguirá sin reconocer a los hijos nacidos de personas del mismo sexo casadas en el extranjero que no estén casadas si el bebé no está relacionado genética o gestacionalmente con el progenitor ciudadano estadounidense.

¿Y tú que opinas?

Nombre:

¿Te gusta? ¡Puntúalo!

4 votos

Noticias relacionadas