barra head

James Franco acerca el cine a Gucci

GUCCI SE HACE TRADICIONAL


Con lo de moda que estuvo el curso pasado (sí, yo sigo viviendo en cursos, no en años) y ahora lo olvidado que se había quedado el actor de 127 horas. Ha tenido que venir Gucci para recordarnos lo bien que le quedan los trajes y mucho más si estos están hechos a medida.

Gucci utiliza al chico de Freaks and Geeks para darnos a conocer su nuevo servicio de sastrería que ofrece trajes hechos a la antigua usanza: usando las medidas del que lo va comprar y no unas ya predeterminadas que después siempre tienen que ser arregladas. Con la campaña All the world's a stage Gucci pretende unir una vez más moda y cine.

Lo mejor de la colección son las fibras exclusivas con las que están hechas las 82 piezas, algunas combinables entre sí. Este servio de tailoring funcionará únicamente en 11 boutiques: Milán, Roma, París, Nueva York, Londres, Beverly Hills, Tokyo, Hong Kong Beijing y Sydney.

¿Te gusta? ¡Puntúalo!

15 votos

Noticias relacionadas