barra head

Indemnización a las víctimas de violación de datos de la Clínica de Identidad de Género

LAS VÍCTIMAS PODRÍAN RECIBIR HASTA 33.000 EUROS

Clínica identidad de género

Un año después de que se filtraran los datos personales de casi 2.000 personas en una filtración de datos en la Clínica de Identidad de Género de Charing Cross en Londres, un bufete de abogados dice que cada víctima podría tener derecho a una indemnización de 30.000 libras esterlinas.

La brecha se produjo el 6 de septiembre de 2019, y se enviaron dos cadenas de correo electrónico a "cc" en lugar de a "bcc", revelando los nombres y las direcciones de correo electrónico de unas 900 personas en cada caso.

Algunos de estos individuos también compartieron su información médica y personal altamente sensible con todos los integrantes de la cadena, en una grave violación de la confidencialidad del paciente.

Sus abogados, un bufete de abogados de acción del consumidor que representa a múltiples demandantes en el caso contra Charing Cross Gender Identity Clinic (GIC), uno de los siete GIC de Inglaterra que prestan servicios de atención sanitaria a personas trans y no binarias, dijeron que cada víctima podría tener derecho a una indemnización de 30.000 libras esterlinas.

Aman Johal, abogado y director de Your Lawyers, dijo: "La Clínica de Identidad de Género Charing Cross violó gravemente la confianza de los pacientes a través de un error inexcusable y completamente evitable. El intercambio de datos sensibles y altamente personales podría tener un impacto extremadamente negativo en las personas vulnerables".

Johal dijo que "ya se deberían haber aprendido lecciones" de incidentes similares anteriores, como la filtración de datos de 2015 en la clínica de salud sexual para LGBT+ en el 56 de la calle Dean, que vio cómo casi 800 pacientes que utilizaban los servicios de VIH de la clínica revelaban sus datos personales de forma inadvertida.

La filtración de Dean Street hizo que la clínica fuera multada con 180.000 libras por la Oficina del Comisionado de Información, y que varios reclamantes representados por sus abogados recibieran una compensación.

"El por qué las organizaciones todavía dependen de métodos arcaicos de comunicación masiva, cuando hay un montón de software fácilmente disponible para usar en su lugar que evitará una fuga de datos, es absurdo; especialmente dada la claridad adicional y el enfoque que la GDPR ha puesto en la protección de datos y la privacidad de la información desde 2018", añadió Johal.

"Un año después, seguimos luchando por la justicia para los afectados. Las personas merecen algo mejor cuando las consecuencias de una fuga pueden ser tan perjudiciales, y tienen derecho a buscar la compensación que merecen".

La empresa estima que las indemnizaciones pueden oscilar entre 15.000 y 30.000 libras esterlinas en los casos más graves, en los que las personas han sufrido una lesión psiquiátrica importante.

Categorías:

¿Y tú que opinas?

Nombre:

Noticias relacionadas